Lo que debes tener en cuenta para elegir a tu ginecólogo


Es recomendable que toda mujer realice una primera visita al ginecólogo cuando aparece la primera regla. Posteriormente cuando comience a tener relaciones sexuales, se aconseja que haga una revisión completa con ecografía y citología al menos 1 vez al año, aunque no note ninguna molestia.


A muchas mujeres les resulta incómodo acudir al ginecólogo. En ocasiones se debe a que han tenido malas experiencias con profesionales distantes o que las han hecho sentir juzgadas o cuestionadas.


Sin embargo tú visita ginecológica no puede ser un mal momento que debes pasar cada año, sino un rato agradable con un profesional que te inspira confianza, que se preocupa por tus problemas y que trata de solucionarlos. También te debe informar, asesorar, ayudar, hacer sentir cómoda y segura, convencida de que estás recibiendo los mejores cuidados médicos.



Tu ginecólogo actual es el adecuado si:


  • Ve con naturalidad tus preferencias sexuales y sientes que no te juzga por ser heterosexual, homosexual o bisexual, o por tus prácticas sexuales.

  • Te trata con respeto absoluto: te explica con claridad cómo y para qué te revisa o pregunta tal o cual cosa.

  • Es abierto en temas sexuales: los toca con naturalidad absoluta y sin morbo o susto.

  • Logra transmitirte confianza: te das cuenta porque te sientes cómoda a pesar de lo que la revisión implica.

  • Soluciona tus problemas y te da alternativas para mejorar tu calidad de vida.

  • Resuelve tus preguntas: es claro y directo, no te deja con dudas.

  • No te juzga por tus actos ni trata de hacerte sentir culpable.


Lo que tienes que valorar


A continuación enumero lo quea mi entender se debe tener en cuenta para escoger ginecólogo o para cambiarlo si no cumple los criterios que consideres más importantes.


1. ¿Hombre o mujer?


Esto es lo primero que debes valorar, ya que hará que estés más o menos cómoda y que te sientas mejor contándole tus cosas. Antes de decidirlo, analiza con quién estarías más relajada hablando de tus preocupaciones.


2. Asegúrate de quien es el ginecólogo que te va a consultar.


Tú buscas una consulta personalizada y no que te atienda una vez un ginecólogo y al mes siguiente el que tengan disponible.

Por lo tanto busca un GINECÓLOGO concreto y no un centro con muchos ginecólogos.


3. Instalaciones